Los no religiosos de EEUU son un fenómeno creciente.

El ascenso de los llamados “nones” (es decir, aquellos que no mantienen ninguna afiliación religiosa particular) ha aumentado significativamente  en los últimos años, según  nuevos datos  del Pew Research Center.

En 2007, los “nones”, que se consideran agnósticos, ateos o no se aferran a “nada en particular”, constituían sólo el 16% de la población estadounidense. En el 2023, esa cifra ha aumentado al 28%.

Cuando ese 28% se desglosa más, la encuesta de Pew encontró que el 17% se identificaba como ateo, el 20% como agnóstico y el 63% como “nada en particular”. La mayoría de los “nones” dijeron que fueron criados en hogares cristianos.

Los “nones” o no religiosos también son abrumadoramente jóvenes: el 69% tiene menos de 50 años y en gran medida son blancos (63%).

La mayoría de los 3.317 "nones" encuestados dijeron que todavía creen en "Dios" -pero no "como se describe en la Biblia" - o en alguna forma de "poder superior". La mitad de los no afiliados religiosamente dijeron que se consideran "espirituales", mientras que el 29% rechazó por completo la idea de que exista "cualquier poder superior o fuerza espiritual en el universo".

Es importante señalar que los “nones” toman el lugar de aquellos que creen en Dios cuando los creyentes estadounidenses se dividen en dos grupos evangélicos protestantes (24%) y católicos (23%).

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Los no religiosos de EEUU son un fenómeno creciente. puedes visitar la categoría Noticias.