Se avecina un intenso debate en la Conferencia General de la Iglesia Metodista sobre la homosexualidad y la ordenación de personas LGBT.

Los obispos de la Iglesia Metodista Unida están pidiendo unidad en su  Conferencia General después de que miles de iglesias abandonaron la denominación protestante por los esfuerzos de algunos líderes  para  alterar su postura oficial contra la homosexualidad y la ordenación de personas LGBT.

La Conferencia General de la UMC es una reunión legislativa de toda la iglesia de varios días en Charlotte, Carolina del Norte, que se extenderá hasta el 3 de mayo.

Un grupo de obispos actuales y anteriores de la UMC con sede en Europa emitió una declaración antes de la reunión, reconociendo el debate interno de décadas sobre la ética sexual y pidiendo unidad en la denominación.

"Durante casi cinco décadas, los metodistas unidos han estado en desacuerdo sobre la comprensión de la sexualidad humana, lo que ha causado un dolor inmenso a muchas personas", afirmaron.

Aunque más de 7.000 congregaciones han abandonado la UMC en los últimos años en medio de su cisma sobre la homosexualidad, los obispos declararon que "la Iglesia Metodista Unida seguirá siendo un testigo fiel del evangelio cristiano".

Lisa Keys-Mathews, líder laica y delegada reserva de la Conferencia General, dijo o que todavía quedan suficientes conservadores teológicos en la UMC para resistir las propuestas progresistas.

"Hay voces fuertes en ambos lados", dijo Keys-Mathews. "Hay personas decididas a causar caos en la Conferencia General. Eso me preocupa. Eso me entristece".

También estará presente en la conferencia un grupo no oficial de clérigos identificados como LGBT, que abogarán por cambios en la postura de la denominación sobre la homosexualidad.

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Se avecina un intenso debate en la Conferencia General de la Iglesia Metodista sobre la homosexualidad y la ordenación de personas LGBT. puedes visitar la categoría Noticias.